Thursday, February 16, 2017

Cochabamba Diez municipios declaran emergencia por desastres



De enero a febrero, 10 municipios declararon emergencia por desastres naturales como heladas, vientos y granizadas, por lo que la Gobernación elabora un plan de atención de desastres y gestiona ante el Gobierno nacional el bombardeo de nubes.

El gobernador Iván Canelas precisó que los fenómenos naturales afectaron a 21 municipios en los dos primeros meses de 2017 y 10 se han declarado en emergencia por los daños en la producción agrícola.

“El bombardeo de nubes está en marcha, lo que hay que ver es cuándo podemos empezar, ojalá lo podamos hacer en marzo, pero no está descartado; más bien, está dentro el plan poder hacer una lluvia artificial”, explicó.

Agregó: “Pero hay que tomar decisiones que, fundamentalmente, ustedes saben que eso no puede hacer en cualquier parte, se debe hacer en lugares con mucha nubosidad”.

En lo que va del año, se tienen 8.798 familias y 6.520 hectáreas de cultivos afectados por estos fenómenos naturales. Los municipios que reportaron pérdidas son Entre Ríos, Chimoré, Colomi, Villa Tunari, Tacopaya, Arque, Cocapata, Bolívar, Independencia, Quillacollo, Tiquipaya, Vinto, Capinota, Sacaba, Toco, Cliza, Sacabamba, Cuchumuela, Villa Rivero, Santiváñez y Mizque.

“Nos preocupa que a principios de este año tengamos 10 municipios afectados, fundamentalmente, por helada y granizada. A esto se suma que en las últimas semanas ha llovido muy poco y nosotros estamos ajustando un plan de emergencia junto a los municipios para ver de qué manera vamos a apoyar a las regiones que están sufriendo este nuevo fenómeno climatológico que ha destruido producción agropecuaria”, indicó Canelas.

La responsable de la Secretaría de la Madre Tierra de la Gobernación, Soledad Delgadillo, informó que este plan será concluido en marzo y el mismo estará destinado a atender todo tipo de desastres naturales, pero estará más abocado al tema de sequía. “La cosecha de lluvia es parte fundamental de las acciones para mitigar la sequía, dependemos de la lluvia”, dijo.

Deslizamiento cesa en Auquisamaña; empieza tareas para estabilizar el terreno y evitar más daños




El movimiento de tierra en el farallón que cedió la tarde del miércoles cesó y la maquinaria de la Alcaldía de La Paz empezó a trabajar en la estabilización del terreno y el rescate de enseres y bienes de las viviendas colapsadas. El alcalde Luis Revilla informó que los trabajos tomarán varios días para estabilizar el área y evitar mayores daños.

“En 15 días vamos a tener un informe detallado (sobre las causas) y entre tanto lo que corresponde hacer es la estabilización del área para evitar que el movimiento continúe y afecte a otras viviendas. También vamos a trabajar para recuperar los enseres y bienes de las cuatro casas seriamente afectas”, explicó Revilla en el lugar del deslizamiento.

Maquinaria pesada empezó a trabajar en lo alto del derrumbe, tras lograr ensanchar una vía de acceso encontrada en la parte posterior al área afectada.

A las 15.50 de este miércoles parte de un farallón se deslizó sobre un grupo de casas en Bajo Auquisamaña. Cinco colapsaron y sirvieron como muros de contención para detener la cantidad de tierra. Los vecinos acusaron a la Alcaldía de la tragedia debido a que desde hace dos años se denunció sobre problemas de movimiento.

Once familias fueron evacuadas la noche de este miércoles de la zona. “Son 41 personas. Ese trabajo ya se hizo al primer momento de la emergencia, ahora lo que tenemos que hacer es una evaluación más detallada y generar un proyecto de estabilización del área", afirmó anoche el ingeniero David Toro, secretario municipal de Gestión Integral de Riesgos.

Revilla llegó la mañana de este jueves a la zona del deslizamiento e insistió en que el derrumbe no tiene que ver con la actividad de movimiento de tierra por parte de loteadores porque el área es de difícil acceso, aunque anunció que en 15 días –según acuerdo con vecinos- se emitirá un informe sobre las causas del hecho.

Personal de la Alcaldía, de la Policía y de las Fuerzas Armadas fueron desplazadas al lugar para dar seguridad y apoyar en las diferentes actividades de emergencia. “En la medida que no haya mayor movimiento y la maquinaria pueda hacer el trabajo, no va a haber mayor riesgo para otras viviendas que están en el área”, afirmó.

Wednesday, February 15, 2017

Video Así se derrumbaron los casas afectadas por el deslizamiento de #Auquisamaña

Video Deslizamiento en la zona Auquisamaña

Cerro cede y sepulta al menos cinco viviendas en la zona Sur de La Paz



Al menos cinco viviendas quedaron en ruinas tras ser sepultadas por el deslizamiento de parte de un cerro en la zona de Bajo Auquisamaña, en la zona Sur de La Paz. Los afectados denunciaron que hay personas en las viviendas que quedaron en escombros.

Personal de Bomberos, de la Alcaldía y de la Policía trabaja en la zona y tendieron un cerco de seguridad. La energía eléctrica fue cortada debido a que el derrumbe se llevó también postes de cableado eléctrico.

El hecho ocurrió pasadas las 15.50 en la calle E de Bajo Auquisamaña.

El movimiento de tierra persistía pasadas las 16.30. Los vecinos atribuyen el hecho al movimiento de tierra en la parte alta.

Tuesday, February 14, 2017

Lluvias dejaron 17 muertos en los últimos tres meses



En los últimos tres meses, las precipitaciones pluviales dejaron 17 personas fallecidas y afectaron a 4.400 familias en 24 municipios, informó el viceministro de Defensa Civil, Óscar Cabrera.

La autoridad señaló que en este mes de febrero se pudieron advertir irregularidades en el clima, puesto que se esperaban precipitaciones continuas, pero hay lluvias y granizadas intensas de corta duración, que han provocado desastres.

Más afectados
Señaló que los departamentos de Chuquisaca, Cochabamba y Potosí son los más afectados por esta situación.
En Chuquisaca, desde el viernes, se reportó la muerte de al menos cuatro personas por las precipitaciones, reportó radio Aclo de la Red Erbol.
El primer fallecido fue Wilson Mamani de 24 años, quien el viernes estaba junto a su madre caminando por una calle de Sucre durante una fuerte precipitación. La mujer se cayó y el joven por intentar salvarla se agarró de un cable suelto y fue electrocutado.
En segundo fallecido es el señor Mario Sosa, quien fue arrastrado por una riada en Mojocoya. Luego, el sábado, un hombre de 37 años falleció en Poroma por efecto de un rayo, y por último otro sujeto falleció en Sopachuy también por una descarga eléctrica.
En Cochabamba, la secretaria departamental de la Madre Tierra, informó que las granizadas afectaron unas 400 hectáreas de sembradíos en unos 10 municipios, según reporte de radio Pío XII.
Asimismo, la funcionaria de la Gobernación cochabambina señaló que en cuatro municipios se registró heladas y en dos del trópico hubo vientos huracanados.
En Potosí, la granizada también causó estragos. En el norte de este departamento, las precipitaciones causaron el colapso del tinglado de la piscina olímpica ubicada en el distrito de Catavi, El incidente dejó cinco personas heridas.
Asimismo, se reportó fuertes pérdidas agrícolas en el municipio de Uncía. A eso se suma que la semana pasada hubo daños en tres comunidades del municipio de Villazón, al sur de Potosí.

4.400 familias fueron afectadas Defensa Civil reporta 17 muertos por lluvias

El viceministro de Defensa Civil, Óscar Cabrera, informó que producto de las intensas precipitaciones que cayeron en el país, un total de 4.400 familias quedaron afectadas en 24 municipios. Además, señaló que existe una seria preocupación por los departamentos de Santa Cruz, Chuquisaca y Potosí, que resultaron los más afectados.

“Hasta el momento, tenemos en todo el país 4.400 familias afectada. Son 24 municipios y (tenemos que) lamentar la muerte de 17 personas. Este registro es del 20 de noviembre a la fecha”, manifestó Cabrera en contacto con los medios.

En los últimos días se reportaron las muertes de al menos cuatro personas, una en Santa Cruz y otras tres en Chuquisaca, por la torrencial lluvia e intensa granizada.

Cabrera explicó que estos fenómenos climatológicos se generaron producto de la alta presión atmosférica que actualmente está posicionado en el departamento cruceño, por lo que las precipitaciones se estarían dando principalmente en esa región.

“La ubicación normal de esta presión atmosférica está entre Beni y Pando. Cuando este factor se ubica en este lugar hace que haya lluvias en todo el país. Lamentablemente por esta irregularidad tenemos las lluvias que son muy puntuales y localizadas. Aquí (en La Paz) deberíamos tener lluvias y no tenemos”, indicó. (ANF)