Wednesday, November 15, 2017

Emergencia por granizada en valle bajo de Cochabamba

Tras la granizada de 30 minutos que afectó a 208 familias y 75 hectáreas de cultivos en Vinto, el municipio declarará emergencia informó ayer el responsable de la Unidad de Gestión de Riesgos (UGR) del municipio, Patricio Portillo.

La granizada perjudicó a las comunidades de Collpa Cala Cala, Collpa Centro, Collpa Potrero, Queraya B, Queraya Centro y Playa Verde, donde se perdieron cultivos de papa, haba y otros.

“Estoy preparando el informe para remitir el informe al Concejo Municipal”, dijo ayer Portillo. Se espera que hoy el legislativo municipal declare emergencia.

El municipio espera que la Gobernación pueda ayudar con la entrega de semillas para que las familias afectadas puedan volver a sembrar, en esta temporada.

Por otro lado, se confirmó que el tinglado de la escuela de Collpa Central, en la comunidad del mismo nombre se desplomó por el peso del hielo.

La caída provocó cuatro personas heridas, que quedaron atrapadas y fueron rescatadas por la Unidad de Bomberos y la UGR de Vinto, informó la alcaldesa de Vinto, Patricia Arce.

“Todos salieron ilesos, sólo el de 17 años tenía dolor, le llevamos al hospital pero no tenía nada”, dijo.

Respecto de la consulta si el tinglado es una obra del programa estatal “Evo cumple”, la Alcaldesa indicó que no tenía conocimiento y que espera el informe para conocer las causas de del colapso.

DAÑOS

Los desastres naturales afectaron en 2017 a 38 municipios del departamento: 27 por helada, seis por granizo y cinco por sequías.

La Gobernación aprobó el presupuesto de 2 millones de bolivianos para la atención de las pérdidas por desastres. Los recursos se destinarán, principalmente, a la dotación de insumos para la agricultura como semillas y fertilizantes. (Los Tiempos)

Tuesday, November 14, 2017

Sequía mata a 20% del ganado en zonas altas

La sequía en la zona alta del departamento de Tarija provoca la mortandad de un 20% del ganado, entre camélidos, ovino y caprino, por la falta de agua, según reporte de la Subgobernación de Yunchará.

Desde agosto que el fenómeno natural golpea al altiplano tarijeño donde la población se dedica a la pecuaria y la producción agrícola, principalmente de haba y papa.

El subgobernador de Yunchará, Eleodoro Jurado, advirtió que si la sequía se prolonga por otros 15 días, se podría elevar la cantidad de ganado muerto.

“Estamos pidiendo al Dios creador que nos envíe lluvias, sino va ser una mortandad total de nuestros animales, además de pérdidas en la producción agrícola”, dijo la autoridad a la revista Tarija Economía.

Al meno, 9 comunidades circundantes al poblado de Copacabana, de la zona alta de Tarija, son las más afectadas por la sequía.

Jurado indicó que esperan el auxilio del Gobierno central y de la Gobernación para minimizar los efectos del fenómeno natural que también ha tenido su impacto en poblaciones aledañas del río San Juan del Oro que secó por segundo año consecutivo.

El director de Defensa Civil, coronel Javier Gallo, afirmó que tres municipios de las provincias Méndez y Arce son las más afectadas por la sequía, con 1.346 familias damnificadas.

Gallo agregó que con este informe se espera dar una asistencia a las zonas declaradas como desastre natural.

La sequía no solamente golpea a esas provincias, sino también a una parte del Valle Central de Tarija, especialmente de la zona rural, donde los pozos de agua, de menor profundidad, y otras vertientes comienzan a secarse por la ausencia de precipitaciones pluviales. (Tarija Economía)

Friday, November 10, 2017

Tarija Cuatro municipios sufren efectos de sequía

Los municipios de El Puente y Yunchara, desde hace varias semanas, sufren efectos de la sequía. Ahora, son algunas comunidades de los distritos de San Lorenzo y Tarija que comienzan a sentir las consecuencias de la sequía prolongada que se registra en ese departamento.

Javier Baldiviezo, habitante de la comunidad de Alto Lajas, informó que el agua que llega por cañería se secó, y las vertientes cada vez tienen menos agua. Al respecto manifestó, “en la comunidad Alto Lajas, también se siente la sequía, nuestra comunidad ya no tiene agua para el consumo. El agua que venía por cañería, se secó”, explicó el agricultor.

AYUDA SOLIDARIA

Asimismo, Baldiviezo mencionó, que la comunidad afectada ya hizo llegar una carta al alcalde de este municipio (San Lorenzo), para ver de qué forma se puede ayudar a las familias que están siendo afectadas; ahora esperan pronta respuesta.

Mientras tanto, el dirigente campesino del municipio de Tarija, José Soruco, describió similar panorama en el que viven comunidades de este municipio; indicando que no hay agua para el consumo humano, la agricultura ni para los animales. “Las familias están preocupadas, hay pérdida en los cultivos, en los animales, no hay forraje; lo peor es que no hay agua para consumo”, dijo.

ZONA DE EMERGENCIA

Dada esta situación, la dirigencia campesina del municipio Tarija hizo llegar una solicitud al Gobierno Municipal, para que este declare zona de emergencia. También pidieron a la Federación de Campesinos, que tramite ante la Gobernación declaración de desastre departamental para abrir mecanismos de ayuda.

En varias ocasiones, el Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología (Senamhi), pronostico lluvias en el departamento de Tarija, lo cual daba esperanzas a las familias afectadas para no perder su producción o al menos salvarla; pero finalmente, las mismas no se concretaron a consecuencia de los desórdenes que causa el cambio climático.

Torrencial lluvia deja dos personas fallecidas en Yacuiba

Una torrencial lluvia que se registra desde anoche en la ciudad de Yacuiba en Tarija provocó la muerte de dos personas: un varón y una mujer, ambos fueron arrastrados por las aguas y la Policía encontró el cuerpo del hombre identificado como Miguel Méndez, mientras que aún se busca el cadáver de la mujer que habría cruzado la frontera y estaría en aguas del vecino país de Argentina.

La presencia intensa de lluvias en algunos municipios del país hizo que el Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología (Senamhi) declare ayer alerta naranja en siete departamentos, porque se prevé intensas lluvias y tormentas eléctricas entre el viernes y sábado.

Con relación a las personas fallecidas, el comandante de la Policía en Yacuiba, Mario Herrera, informó, según un reporte de radio Fides Yacuiba, que el hecho ocurrió al promediar las 22.30 de ayer cuando los dos ocupantes de una vagoneta marca Suzuki, color azul, fueron arrastrados por las fuertes aguas en la avenida San Martín y al intentar salir del mismo el agua se los llevó hasta la quebrada de los sauzalitos.

“Había bastante agua en la avenida San Martín y estaban al otro lado de la vía, quisieron cruzar pero no lograron, el aguas creció y los introdujo hacia el canal que existe y los arrastró uno 100 metros hasta las Decibeles (barrio) hasta donde hay un paso de peatones y eso detuvo el vehículo y al pretender salir ellos del vehículo fueron arrastrados por el agua y lamentablemente tenemos ese resultado”, indicó.

Tras un intenso rastrillaje por parte de los uniformados esta mañana se encontró el cuerpo del varón sin embargo el de la mujer sigue desaparecido, se presume que cruzó la frontera y estaría en aguas del vecino país, Argentina, por lo que se pidió la colaboración de la gendarmería de aquel país.

Senamhi declaró alerta naranja para para prevenir acontecimientos adversos y activar los sistemas de ayuda inmediata en los departamentos de Santa Cruz, Cochabamba, Beni, La Paz, Pando, Chuquisaca y Tarija ante el advenimiento de intensas precipitaciones pluviales en el país.

“Se activa la alerta naranja para los departamentos señalados ante los pronósticos de lluvias y tormentas eléctricas moderadas, temporalmente fuertes, a ocurrir desde el viernes hasta el sábado”, remarca en un comunicado de prensa.

Según ese documento, en el departamento de Santa Cruz afectará las provincias Ibañez, Warnes, Ichilo, Sara, Santiesteban, Guarayos, Ñuflo de Chávez, Busch, Sandoval, Chiquitos y en la zona este de Cordillera.

En Cochabamba se prevé que afectará a las regiones Carrasco, Chapare y Norte de Ayopaya; en Beni a Moxos, Marban, Cercado, Yacuma, Ballivian, Mamoré, Itenes y Vaca Díaz.

En el departamento de La Paz afectará a las provincias Larecaja, Caranavi, Sur Yungas, F.Tamayo e Iturralde; en Pando a Manuripi, Madre de Dios, N. Suarez, Abuna, F. Román; en Tarija a Gran Chaco; y Chuquisaca a Luis Calvo.

Thursday, November 9, 2017

Senamhi declara alerta naranja por lluvias para siete departamentos



El Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología (Senamhi) declaró el jueves alerta naranja para los departamentos de Santa Cruz, Cochabamba, Beni, La Paz, Pando, Chuquisaca y Tarija porque se prevén intensas lluvias y tormentas eléctricas entre el viernes y sábado .

"Se activa la alerta naranja para los departamentos señalados ante los pronósticos de lluvias y tormentas eléctricas moderadas, temporalmente fuertes, a ocurrir desde el viernes hasta el sábado", remarca en un comunicado de prensa.

Según ese documento, en el departamento de Santa Cruz afectará las provincias Ibañez, Warnes, Ichilo, Sara, Santiesteban, Guarayos, Ñuflo de Chávez, Busch, Sandoval, Chiquitos y en la zona este de Cordillera.

En Cochabamba se prevé que afectará a las regiones Carrasco, Chapare y Norte de Ayopaya; en Beni a Moxos, Marban, Cercado, Yacuma, Ballivian, Mamoré, Itenes y Vaca Díaz.

En el departamento de La Paz afectará a las provincias Larecaja, Caranavi, Sur Yungas, F.Tamayo e Iturralde; en Pando a Manuripi, Madre de Dios, N. Suarez, Abuna, F. Román; en Tarija a Gran Chaco; y Chuquisaca a Luis Calvo.

Tuesday, November 7, 2017

Sequía en zona alta de Tarija es crítica

El subgobernador del municipio de Yunchara, Eleodoro Jurado, señaló que la sequía es total, que las lagunas de la zona han sido afectadas. La laguna Copacabana está seca y Pujzara está en su nivel mínimo de agua. Esta situación afecta a los animales que viven en las lagunas; “la única que tiene agua, por lo menos poco, es la laguna Pujzara, las otras lagunas se han secado y las consecuencias son fatales para la vida en estos ecosistemas”.

Eleodoro Jurado, dada la situación crítica que provoca la sequía, espera que llueva en los próximos días, porque es la única manera de llenar las lagunas. Asimismo, dijo: “Insto a la Gobernación ayude con recursos, contratar cisternas para que lleve agua”. “Sería ideal que ayude; pero la misma Gobernación no tiene plata, que vamos hacer, estamos fregados y a nuestra suerte”, indico.

El subgobernador aseveró que al momento se atiende a la zona con los dos cisternas, llevan agua a los diferentes lugares; “menos mal que tenemos dos cisternas, con ellas estamos haciendo todo lo que se puede, por lo menos llevamos agua para el consumo humano, aunque realmente la situación esta es crítica”, declaró con tono preocupado.

Con la superficie agrietada, charcos de agua y botellas de plástico, así se ve una de las lagunas de Tajzara, otra se secó totalmente. “Los seres vivos que habitan en el lugar se encaminan a una agonía”, señaló la autoridad.

Este fenómeno de sequía se advirtió en el último trimestre de la gestión 2015, se habló en reiteradas oportunidades sobre esta situación y finalmente esto motivó la inspección a cargo de una comisión conformada por representantes de instancias nacionales, departamentales y municipales este 6 de mayo.

El director de la Cordillera de Sama dependiente del Sernap, Franz Arce, explicó que el nivel actual del líquido elemento se solía presentar en los meses de agosto septiembre, pero que eso no es lo más preocupante, sino que en este año el agua no llegó a los niveles máximos que se alcanzaba.

“Haciendo un análisis de la huella ecológica vemos que fue una reducción considerable de las lagunas. Pasando la época de lluvia éstas bajan paulatinamente hasta octubre y noviembre, pero ahora ya estamos en niveles muy bajos. Sin embargo, el que se haya reducido por evaporación o por evapotranspiración no es tanto, sino que no llegaron a sus niveles de almacenamiento que debía subir”, dijo.

La laguna de Sal se secó totalmente, esta sabía quedar sin agua en octubre, pero a la fecha no existen muestras de recuperación de la laguna.

Similar pronóstico se tiene para la laguna de Copacabana, la más grande de todas, porque este año no recibió agua, y los seis afluentes que desembocaban en ella están secos. Así lo hizo conocer uno de los guardaparques, que trabaja en esa actividad hace 15 años.

Esa laguna también alimenta a otras pequeñas, que se secarán si es que ésta no recibe el líquido elemento, como sucedió con la laguna Salada.

El asambleístas departamental por Yunchará, Basilio Ramos, manifestó que con la inspección se tendrán parámetros para iniciar siete mesas de trabajo para analizar distintos factores, entre ellos el hidráulico y de fauna, y finalmente elaborar un plan.

Por otro lado, la preocupación del subgobernador de Yunchará, Eleodoro Jurado, es que el desabastecimiento de agua pone en riesgo de muerte a 42 especies acuáticas que viven en ese lugar, además de la falta del líquido elemento para más de 5 mil familias que habitan ese municipio.

Eso también significará que la actividad agropecuaria esté en riesgo, porque no habrá agua para riego.

En ese sentido, explicó que la distribución de agua en cisterna se empezó a realizar en esta época, lo que antes se realizaba recién en octubre. Por lo que la autoridad expresó su preocupación, ya que con los vehículos que cuentan no será posible abastecer a toda la población.

Es por eso que pidió ayuda a las instancias nacionales y departamentales, para hacer frente a la sequía que atraviesa ese municipio, fenómeno que azota a la región desde el año pasado. Una muestra de ello es la disminución del nivel de las lagunas, otra que está seca y también las que presentan charcos de agua.

Después de recorrer las cuatro lagunas, especialmente dos ellas, las más grandes, Pujzara y Copacabana, se determinó realizar una investigación y conformar siete mesas de trabajo para definir acciones concretas para evitar que se queden sin agua. (Agencias)

Tuesday, October 24, 2017

Más de 23.000 personas sufren efectos climáticos

Hasta la fecha, 23.407 familias en Chuquisaca resultaron damnificadas por los desastres naturales que se registraron entre riadas, temporales, sequías y heladas.

El secretario de Coordinación de la Gobernación, Eberth Almendras, confirmó que según el reporte oficial de desastres hay 27.000 hectáreas afectadas, por esa razón, mediante la Unidad de Riesgos se atendió a las víctimas con la dotación de alimentos, herramientas y semillas.

Ayer, en el marco de la ayuda a los damnificados, se realizó la segunda entrega de fideos, azúcar, arroz y aceite, entre otros, por un valor de Bs 840 mil.

También entregaron herramientas de trabajo por un valor de Bs 200 mil; y semillas de maíz, papa y trigo, por Bs 881 mil.

Otros productos que ayer recibieron los alcaldes de los 28 municipios afectados por los desastres naturales: tanques de almacenamiento de agua de 1.000 y 5.000 litros, fertilizantes, torres pararrayos y productos veterinarios por un valor de Bs 2,2 millones.

La autoridad explicó que la inversión total llegó a 6,6 millones de bolivianos. A la ayuda también se sumó Defensa Civil con Bs 700 mil, para asistir a todas las familias afectadas.